Reforma en el Código Penal contra el maltrato animal

maltrato principal Reforma en el Código Penal contra el maltrato animalA finales del año pasado la legislación española dio un paso adelante en la protección de los derechos de los animales. El 23 de diciembre de 2010 entró en vigor la ultima reforma del Código Penal, que incluía algunos cambios en el ámbito de la protección animal.

Art. 337 del antiguo CP: “Los que maltraten con ensañamiento e injustificadamente a animales domésticos causándoles la muerte o provocándoles lesiones que produzcan un grave menoscabo físico serán castigados con la pena de prisión de tres meses a un año e inhabilitación especial de uno a tres años para el ejercicio de la profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales”.

Art. 337 del CP reformado: “El que por cualquier medio o procedimiento maltrate injustificadamente a un animal doméstico o amansado, causándole la muerte o lesiones que menoscaben gravemente su salud, será castigado con la pena de tres meses a un año de prisión e inhabilitación especial de uno a tres años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales”.

En esencia, el único cambio que observamos en el nuevo artículo 337 es la supresión del agravante de ensañamiento* para apreciar el delito de maltrato animal, un cambio que, pese a ser importante, es insuficiente.

Por un lado, es importante porque puede suponer un cambio significativo en algunos casos en los que la falta de “ensañamiento” permitía que el culpable no recibiera castigo por sus actos. Antes, por ejemplo, matar a un perro de un disparo no se consideraba delito al no haber ensañamiento, pero ahora las cosas son distintas y el autor de tan horrible acto será condenado.

Por otro lado, es insuficiente porque la palabra “injustificadamente” permanece intacta, como si existiera alguna razón que pudiera justificar el maltrato a un animal… ¿Se librarán los maltratadores de la condena si se entiende que sus acciones están justificadas? ¿Cómo podrán justificarlo? ¿Quién determina qué razones pueden justificar una acción tan atroz e inhumana?

Por último, la reforma ha mantenido las mismas sanciones: “…de 3 meses a un año de prisión e inhabilitación especial de uno a tres años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales”. Según el abogado Daniel Dorado Alfaro, especialista en causas de maltrato animal, con esas penas “nadie irá a la cárcel por maltratar a un animal, a no ser que reincida en lo mismo de manera muy seguida”.

La reforma puede considerarse positiva pero a todas luces es insuficiente. Los animales siguen estando desprotegidos y sus maltratadores siguen sin recibir un castigo a la altura de sus terribles acciones. Sólo nos queda esperar que la ley avance lo más rápido y fuerte posible para salvaguardar los derechos de nuestros compañeros de viaje. Y no olvidemos que el cambio está también en nuestras manos y en nuestras acciones. Defender a los animales es defender nuestra integridad como personas y como humanos, así que no dudes en denunciar cualquier acto de violencia o abandono, pues tu ayuda es esencial para ellos.

*Según el diccionario de la RAE, el ensañamiento es la “circunstancia agravante de la responsabilidad criminal, que consiste en aumentar inhumanamente y de forma deliberada el sufrimiento de la víctima, causándole padecimientos innecesarios para la comisión del delito.”

Fuente: http://www.infoanimal.com / http://www.derechoanimal.info/

{lang: 'es'}
Esta entrada fue publicada en Mascotas y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.